Posteado por: sontushuellaselcamino | 1 febrero, 2011

Sydney

25 a 30 de Enero de 2011

Por fin llegamos a Sydney!
Lo primero, acomodarnos en el hostel. Es lo más cotidiano, pero tenemos que hacer un pequeño inciso: es la jungla!! Los hoteles cuestan como mínimo el doble que un hostel, y teniendo en cuenta que por una habitación compartida se pagan más de 25€ por persona y noche…Así que sin saber cómo eran de verdad, por internet teníamos reservado ya el hostel, que resultó ser un asco: sucio en general, apenas tazas y cubiertos para la birria de desayuno, la cucaraaacha, la cucaraaaacha! Y la primera noche dimos con un alemán que parecía majo cuando nos invitó a una cerveza al llegar a la habitación, pero no tanto cuando llegó super borracho por la noche, dando puñetazos a las paredes y poniendo música de hooligans alemanes, todo un poema! A la mañana siguiente nos cambiamos a una habitación para nosotros solos, como ya teníamos pagado por adelantado no nos podíamos cambiar de hostel. Para referencia, el hostel es el Great Aussie Backpackers: no lo recomendamos!
Pero vayamos a lo que nos interesa que es esta increible ciudad, que nunca duerme, y en la que no hemos tenido ni medio segundo para aburrirnos.

Tuvimos la suerte de que justo el día 26 de Enero se celebra el Día de Australia, con un montón de eventos, conciertos, barbacoas en los parques, desfiles de barcos, fuegos artificiales… Vamos, que echábamos de menos San Sebastián en Palma, y hemos venido a celebrarlo por las antípodas 😉

Ha sido un día genial, porque aquí lo celebran durante todo el día, y las calles están repletas de gente desde primera hora de la mañana. Hemos acabado agotados de caminar de parque en parque.

Para completar nuestra estancia, un poco de sightseeing, patear la ciudad para ver todos los monumentos y lugares importantes, vamos!
La Opera House, tan imponente como aparece en las fotos, y más! cuantas más veces hemos paseado alrededor del edificio, más nos gusta, de día, de noche, nublado, con sol…

Y con el Harbour Bridge, el imponente puente de acero que completa la postal sobre la bahía. Uno de los días nos hemos decidido a cruzarlo de lado a lado, como si no fuera nada, pero de verdad que el paseo es mucho más largo de lo que parece! Y al otro lado: Luna Park, un parque de atracciones del siglo pasado, que no se sabe si es de broma o de una película de miedo. La psicodélica entrada es un gigantesco sol que enseña los dientes!

Un poco de museos, pues también tuvimos la ración. El Museo de Australia nos pareció un poco…poco. Lo más interesante fue la parte dedicada a la cultura aborigen: historia, costumbres, arte…Y muy cerca de aquí, la Art Galery, en la que pudimos ver una muestra especial de los Guerreros de Terracota de Xian que nos encantó.
En los alrededores, el inmenso jardín botánico es para perderse entre plantas de todo el mundo, y que está lleno de murciélagos colgados en cada árbol. Y pegado está el jardín que llaman Domain, donde la última noche en Sydney pudimos ir a la ópera al aire libre: “Carmen”. Cuando llegamos ya estaba todo el césped lleno de gente super preparada para el picnic pre y post ópera: con sus sillas de campo, mantas, comida, incluso sus copitas de vino…hay que aprender!

También hemos cogido un ferry para ir a Manly, una playa cercana a la ciudad. El viaje en ferry en sí ya merece la pena, cruzando la bahía, con las vistas de toda la city de fondo. La playa, de arena dorada y buen oleaje, es una pasada. También hemos podido dar un paseo por la costa de los alrededores.

En la parte culinaria, hemos disfrutado comiendo en el Fish Market, el mercado de pescado, que además de vender al por mayor, también tiene unas pescaderías en las que se puede comer el pescado más fresco de la ciudad, y a un buen precio. Y una pizza de canguro en el Herritage Hotel, muy buena!

En Sydney hay una importante comunidad china, y desde hace unos 15 años se celebra un festival coincidiendo con el año nuevo chino, que es considerado como uno de los más importantes fuera de China. Dura unas 3 semanas, con conciertos, mercados, talleres, exposiciones, etc. Y hemos podido asistir a uno de los eventos que había en un parque cercano a Chinatown, con muestras de artes marciales, baile de dragones, ópera china, acrobacias, nos ha gustado mucho!
Y precisamente en Chinatown, hemos encontrado un mercado inmenso de comida y cualquier objeto que uno pueda necesitar, incluidos souvenirs de Australia, made in China. Y allí hemos encontrado el souvenir más horrible que hemos visto hasta el momento: un llavero de escroto de canguro!! Que sepais que no se aceptan encargos, ya es tarde, jejeje.

Anuncios

Responses

  1. hola viajeros! os escribo poco, pero os leo.

    algún día espero tener la suerte de visitar la Ópera de Sydney… o mejor dicho, los alrededores, porque no sé si merece la pena entrar… yo me conformo con disfrutar de la silueta espectacular que tiene.

    besos.

    bea

  2. os felicito de nuevo, gracias a vuestra dedicación y desvelos, y a las fotos que aportais con sus comentarios de sydney, hoy estais los primeros en guuguel.
    que el nuevo año 4709 os traiga mucha felicidad, prosperidad y el conejo os deje longevidad (por lo dicho)
    que no se os atraganten las campanadas y un progreso adecuado en vuestro periplo.
    muchos besos

  3. espectacular la exibicion de firewoks que no pudimos ver en directo pero nos basta haberlo visto por yo tuve…
    pero lo mejor es el impresionante salto del coala que quiza, con un poco de suerte y mucho marquetin se convierta en un futuro en el emblema de australia…

    muchos besos

  4. veo que merece la pena y recorristeis mucho.
    por la foto, la llegada fue apoteosica, por lo que se ve en la foto del sky tower, dirian los de casa: ya estan aqui estos espaÑoles, o similar…¿no?
    aunque por lo que veo los otros europeos nos superan cuando se alejan de casa de sus papas…
    tomo nota para en mi proxima visita a sydney no pisar ese antro.
    veo que la ciudad tiene mucho que ver, lo que interpreto es que no para quedarse a vivir, solo cuando se va a la capital, mas o menos como aqui pero al reves, que todo el mundo se va a vivir a la capital…

    tambien veo que tuvisteis tiempo de oir la opera aunque en “el domain” es decir los soportales del edificio de las monjas, pero bueno os habra compensado, mira que es viejo y no cansa el verlo ademas de ser la imagen de sydney ¿es como los museos de arte contemporaneo que se hacen aqui? o lo que aqui nos hacen es… bueno me callo que guele mal.

    y que decir del puente, si sales a dar un paseo es posible que no de tiempo a cruzar al otro lado?
    la entrada al luna park yo cre que es la luna y no el sol, lo que pasa es que la coronan para que sea mas importante…porque si te fijas tiene cara de mujer ¿o no?

    que decir de los canguros, mira que matarlos para hacer llaveros, por cierto en china eso seria afroasiatico ¿no?

    banyak ciuman

    • papi, te gustaría mucho pasear por Sydney, aunque acabarías agotado y pidiendo el botijo!

      • tu sabes que nunca pediria el botijo…ja!
        besos

      • los rapidos no nos llevamos bien con los botijos…(para aclaraciones en frikipedia…)
        no os perdais por parques “solitarios” que son muy grandes y los problemas impredecibles.
        muchos besos


Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión /  Cambiar )

Google photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google. Cerrar sesión /  Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión /  Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión /  Cambiar )

Conectando a %s

Categorías

A %d blogueros les gusta esto: