Posteado por: sontushuellaselcamino | 9 marzo, 2011

Phnom Penh

27 de Febrero a 1 de Marzo de 2011

Un bus desde Seam Reap nos deja en la capital de Camboya. Y como diría el mítico caballero andante, “de cuyo nombre no es que no quiera acordarme, es que no sé cómo pronunciarlo”.
Es una ciudad llena de vida, que nunca parece descansar. Desde bien pronto las calles están llenas de tráfico y ruido; los comercios y vendedores ambulantes en cada rincón; monjes, niños, perros…imposible encontrar una calle vacía.

Además, parece que en los últimos años el tráfico se ha multiplicado exponencialmente, con la mejora del asfalto, semáforos y demás familia, lo que hace que cruzar de acera sea una aventura. Y por alguna razón, en las calles principales han decidido que lo mejor es ocupar las aceras con los coches aparcados, así que es necesario caminar por el medio de la carretera, y ojos que no ven corazón que no siente las motos pasando a un centímetro de ti…
La visita a algunos mercados de la ciudad es una estupenda experiencia para todos los sentidos. Los coloridos puestos de fruta, al lado de los “aromáticos” puestos de pescado seco, y frente a las peluquerías con mechones de pelo colgados para extensiones o yo qué sé… Pero lo cierto es que es el lugar perfecto para ver la vida diaria de la población, y corroborar la amabilidad de los camboyanos, siempre curiosos y sonrientes frente al viajero. Por cierto, la última moda primavera-verano en Camboya es salir con pijama a la calle, no importa que la camisa no sea igual al pantalón.

Otra visita que no dejó sin palabras (aunque por otras razones), fue el Museo del Genocidio Tuol Sleng. Durante los oscuros años del Khmer Rojo, el pueblo camboyano fue sometido a una serie de atrocidades inexplicables. Y este edificio, que antaño fue una escuela, fue usado como cárcel y centro de tortura, en el que miles de personas fueron asesinadas entre 1975 y 1979. No hay mucho que leer en este museo, las imágenes de los presos y la visita a las diminutas celdas hablan por sí solas, y dejan ver hasta dónde llega la crueldad del ser ¿humano?

Después de tener que volver al hostel a ponerme una camiseta con mangas, por fin pudimos visitar el Palacio Real…es que el rey debe ser muy sensible, y no le gusta que las chicas con tirantes paseen por los reales jardines. Y la verdad, por el precio de la entrada ya nos podría haber invitado al té. Pero parece que por los 25.000 riel aquí apenas te dejan entrar en el lujoso salón del trono y ver algunos edificios más por fuera.

Menos mal que la parte religiosa sí está completamente abierta al público. Así que pudimos visitar la pagoda de Plata, con el suelo cubierto de baldosas de plata, y varias estatuas de Buda hechas de oro. Nos llamó la atención que todos los edificios del recinto están muy bien cuidados y conservados. Pero es una pena que las pinturas del muro que rodea la parte religiosa, con escenas de la leyenda hindú del Ramayana, están bastante poco cuidadas.

Muy cerca del Palacio Real está el Museo Nacional, cuya visita vale la pena, por la interesante colección de esculturas de la época de Angkor y anteriores, algunas pertenecientes a los templos.

Anuncios

Responses

  1. y, ¡qué sonriente es la gente en camboya! a lqa vista de las dosm ultiomas fotos…
    muchos besos

  2. Hola Carmen y David:
    ¿A como está la fruta por esos mercados tan repletos de ella? ¡Menudas manzanas que se ven!???????
    Bueno, hoy voy a ver si entra este comentario, para ello daré al final un recuadro que dice ” Plublicar comentario “………. el dia de tu cumple no pulsamos ahí y seguramente que por esos no recibisteis nada de lo que os enviamos tanto Pedro desde el ordenador de MT, como yo desde este ordenador…..
    Un abrazo de
    Dulce

    • por fin! hay que leer hasta el final sino no llegareis a ninguna parte…ja, ja, ja
      yo dudo que sean manzanes y en todo caso, a ver si son exportadas de francia…
      besos

    • Ahora sí que llegó!
      pues la fruta tropical bastante barata, pero precisamente las manzanas no se dan por aquí, asi que mas caras. Mejor comer todas las que podais por Asturies antes de venir por aqui 😉
      besos

  3. Qué bonitas las fotos de este día! Cuando volvais os van a coger para revistas del National Geographic. Sois ya unos profesionales… Un besuco

    • si no se las roban antes.
      saludos mariuca, a todos

    • jejeje, es facil aqui, hay mucha inspiracion!
      un besuco

  4. oye que el caballero no fue el que dijo eso, sino el narrador…4
    pa pronunciar Phnom Pen yo creo que lo mejor (y tu que sabes tantos idiomas podias saberlo) quitandole las letras que no pronuncies, aunque seguro que antes pronuncian una “f”…
    dices que no ves mas que monjes, niños, perros, no tre crei tan racista, si estuvieras aqui podriamos aplicarte la nueva ley de desigualda, porque te olvidas de las mujeres…

    ¿como no sacaste una fo¡to de la moda local? seguro que tendria exito.

    y pa terminar como crees que norodon puede subsistir si no cobra las visitas, por cierto es una buena idea que voy a poner en practica, a ver si consigo pagar el piso…
    muchos besos

  5. Junco!!!!!!!!!!!!!!!!!!!!!!!!recibi la postal!!!!!!!!!!!!muchiiiiiiiiisimas gracias,me ha hecho mucha mucha ilusion!!ha llegado super a tiempo!!muchas gracias de verdad.Besosss!!!!

    • Eli! Pues ya puestos a aprovechar las 6 horas de diferencia horaria y el trasnoche de hoy:
      FELIZ CUMPLEAÑOS desde Vietnam!!!!!!
      (este año seguro que soy la primera)
      muchos besos!


Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión /  Cambiar )

Google photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google. Cerrar sesión /  Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión /  Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión /  Cambiar )

Conectando a %s

Categorías

A %d blogueros les gusta esto: